Cómo comencé con mis cuentos

Todo empezó como un narrador nocturno. Cada noche, mis hijos de 5 y 7 años se metían a su cama. Yo apagaba la luz, les pedía que cerraran sus ojos e imaginaran el relato que venía a continuación. A su turno, cada niño decía una palabra clave: «árbol, papá». Entonces, comenzaba un momento mágico. Se […]